jueves, junio 08, 2006

Bourbon con hielo

Me sirvo un vaso de Bourbon con hielo,



Es curioso como la vida nos sorprende con agradables contrastes. He estado documentándome para mi novela, de la cual hablaré con más detalle en próximas entradas. Concretamente esta vez me he estado documentando sobre Miguel Angel, ese maestro entre maestros del renacimiento italiano, especialmente ducho en la escultura. Siempre desdeñó la pintura, lo hizo como una obligación. Es increíble que alguien pinte la Capilla Sixtina con desdén como lo hizo él, una de las mayores maravillas que el ojo humano puede experimentar. Pues bien, para mi sorpresa, estaba localizando la acción de mi novela en cierta parte de Londres, concretamente en Russell Square y alrededores, donde entre otras cosas está el Museo Británico cuando investigando me percaté de algo especial. En ningún caso fue algo premeditado. Desde la concepción de mi novela tenía claro el papel importante de uno de los personajes históricos que más me fascinan, injustamente olvidado a veces: Michaelangelo Buonarroti. Como artista es probablemente el de mayor talento de todos los tiempos, con un sentido de la belleza superior al de Davinci por nombrar a otro. El David, la piedad, el Moisés, son esculturas de una perfección que trasciende épocas y que conmueven con su mera presencia. La Capilla Sixtina es una orgía de color y de exaltación de la belleza.

Pues bien, tengamos presentes las premisas. Uno de los personajes decidí que se alojara en un hotel de Russell Square, junto a los jardines, por motivos que no puedo revelar pero que en nada tienen que ver con su proximidad al Museo Británico. La cuestión es que sin proponérmelo coloqué a dicho personaje exactamente junto al Museo. Como todas las localizaciones de mi novela son estrictamente reales y pueden ser visitadas, me aseguré de que el hotel que había escogido fuese el adecuado. Mi sorpresa llegó al descubrir una oferta especial que tenía el hotel para alojarse en él, que incluía un pase para la exposición especial de Miguel Angel que actualmente tiene lugar en el Museo Británico. "Descubre al maestro" reza el lema.

Estas casualidades o meros accidentes del destino no pueden sino provocarme una sonrisa de placer.

Bebo un sorbo de Bourbon y vuelvo a los contrastes.

Miguel Angel, la antigua historia judía, el conflicto árabe-israelí, el Al-Nakba de 1948. Todo esto está dentro de mi novela y hablaré más de ello en próximas entregas.

Entonces pienso en el próximo mundial de fútbol en Alemania. La cobertura de los medios es un tanto excesiva, pero no me entendáis mal, antes que ver repetida la misma noticia sobre la cancelación forzada de una rueda de prensa de batasuna en tres telediarios idénticos, prefiero evadirme un rato con la ilusión que genera el deporte rey. Puede que sea políticamente más correcto tragarse el telediario de Antena 3 poblado por noticias tan interesantes como el parto de un oso panda, el desfile de lencería fina en Nueva York de Victoria Secret o la enésima versión del estudio estadístico que nos dice cuántos europeos tienen relaciones esporádicas en verano, desglosado por países. Sinceramente me da igual. Prefiero dedicar el poco tiempo de información que le permito a la televisión a menesteres más provechosos para mi alma como el deporte. La información realmente relevante ya la he ventilado previamente en no más de 10 minutos en el periódico o al principio de los informativos, justo antes de que comiencen las noticias de relleno y salgan los incombustibles niños con gafas de buceo corriendo hacia la orilla en cualquier playa de Levante.

Si Miguel Angel, amante de la fisonomía masculina, viviese en la actualidad es más que probable que siguiese las evoluciones balompédicas con la pasión que le caracterizaba. Sin duda sería un tifosi de primer nivel, seguidor de la squadra azzurra, puede que no tan interesado en la táctica como en el cuerpo humano en movimiento que con tanta maestría supo plasmar en sus obras pictóricas y escultóricas.

Pensando en el mundial que se avecina y en la selección española no puedo decir que me inunde el optimismo. El seleccionador no me gusta, me parece falto de fuerza, de decisión y de esquema claro de juego. Los jugadores se ven serios, intuyendo lo que se les avecina. No hay ninguna sensación que nos mueva a pensar que éste será un mundial para nosotros. Más bien al contrario.

Enciendo el televisor.

España se debate en una dura pugna con Croacia por lavar una imagen claramente mediocre que arrastra desde el principio de la preparación para el mundial. Pernía, ese jugador hispano-argentino convocado a última hora por la lesión de Delhorno, que tuvo que venir de sus vacaciones de Argentina, posponer su boda y que declaró que su padre - ex-futbolista - lloró como un niño al saber que su hijo cumpliría su propio sueño de jugar un mundial, es la cara de la moneda. El destino se alía con un hombre humilde para traerle un gol de rebote que hace que España empate. Torres falla un penalty y se resarce en el final agónico del partido marcando el gol de la victoria. Pobre papel el de España a golpe de rebote y coraje. Esta vez nos toca de comparsas, por otro lado como casi siempre, en un mundial que Brasil ya parece haber ganado con haberse presentado.

Hay algo bueno en todo esto. Un destello de esperanza. Un mundial son 5 partidos si llegas a cuartos, 7 si llegas a la final. En esos partidos, hasta España puede ser campeona del mundo. Partimos como séptima selección en las apuestas. Basta con que confluyan la suerte, el acierto y por qué no decirlo el talento que no nos sobra como a Brasil, pero que bien aprovechado bien puede valer unos cuartos, unas semifinales y, siguiendo la ley del fútbol, una final. Simplemente debemos rezar para que este mundial no se lo lleve el mejor.



Apuro mi copa de Bourbon y pienso: curiosos contrastes.

3 Comments:

Anonymous tunez said...

Por que no mejor un Borbón con hielo? saludos

10:47 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

La verdad radical es la coexistencia de mí con el mundo.

5:36 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Hola.
Antes de nada, perdona que te escriba esto como un comentario, pero es que no vi tu email en el tu blog
Soy el webmaster de publizida.es

Publizida BLOG'S es un ranking / directorio de clasificación de blogs en español, creado con el único propósito de dar a conocer los mejores blog's

Registrando su blog en Publizida BLOG'S accederás al servicio de estadísticas gratuitas y podrás participar en el TOP.RANKING
También puedes acceder a la valoración que los usuarios hacen de su página.

Y lo mas importante...
darte a conocer y aumentar el numero de visitantes a tu BLOG de manera totalmente gratuita.


Si te interesa puedes darte de alta

ALTA DIRECTORIO DE BLOGS


o visitanos en ......

DIRECTORIO DE BLOGS

HTTP://PUBLIZIDA.ES


Muchas Gracias por tu tiempo... y disculpa si no fue la mejor manera de darme a conocer.

Un saludo.

DAVID T.
Webmaster de Publizida.es

8:23 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home